SOUR (2021) - Olivia Rodrigo


Hace unos meses, durante una junta virtual del equipo editorial de Revista Cluster, pregunté al aire “¿conocen a Olivia Rodrigo?”. Mariana y Bruno contestaron en negativo, pero Clara sonrió y dijo que claro, que no sólo eso sino que se sabía el chisme. Hablamos brevemente al respecto y sobre los sencillos de Olivia, “drivers licence” y “deja vu”, antes de seguir con asuntos más importantes. Pero unos meses después, en anticipación del estreno de SOUR, el debut de Olivia Rodrigo, que tenía al internet súper entusiasmado gracias al estreno del tercer sencillo del álbum, “good 4 u”, le pregunté a Clara si quería escribir un texto colaborativo sobre él. Accedió, así que unos días después del lanzamiento de SOUR nos reunimos por Zoom y cotorreamos bien a gusto sobre Olivia y su excelente primer disco (coincidimos en muchos puntos, culminando en puntaje Cluster idéntico). A continuación les compartimos nuestros fragmentos favoritos de ese coto, así como una mini reseña de cada quien.

—Mathias


¿Por qué crees que está sonando tanto?


M: No me acuerdo cómo me enteré de ella. Creo que leí una reseña de “deja vu” cuando salió, y escuchando ambas [“deja vu” y “drivers licence”] pensé que tenía completo sentido que todxs estuvieran escuchando esas canciones porque están increíbles; me pareció y me sigue pareciendo sorprendente que haya logrado llegar a donde está tan rápido. De un mes para otro después del lanzamiento de “drivers licence” ya estaba prácticamente en boca de todxs. Creo que en parte es el mensaje del que ya hablamos bastante, la actitud que se siente con tanta intensidad en todas las canciones, y obvio la música está bien chida. Pero algo hizo muy bien en redes para llegar a todos lados.


C: También supo exactamente dónde ponerse. Hubo un momento en el que Taylor Swift fue el centro de atención con el estreno de su versión de Fearless, ella escuchó las canciones de Rodrigo y dijo públicamente algo así como “estén pendientes de lo que va a hacer Olivia Rodrigo”. Y es súper importante justo porque comparten audiencias.


M: Entonces, ¿Taylor Swift fue público legitimador?


C: Claro, tu fav es mi fav. Creo que Olivia lo tiene todo: es muy linda, te cae bien, encontró un momento de chisme público muy bueno, escribió canciones súper entrañables y compartibles, se metió en una trend de TikTok ideal y, además, hizo un muy buen álbum. Quizá podría haber sido un ejemplo del poder de las redes sociales estilo “todos pueden ser famosos”, pero no, Olivia es talentosa y se esfuerza. Sobre todo la idea inicial, cuando primero nos enteramos que existía “drivers licence”, toda la información sobre Olivia era estilo “pobrecita, le rompieron el corazón” y sólo con tres sencillos logra contar una historia completa


M: Claro, con los singles logró pasar de la tristeza al enojo. También es importante no olvidar que es estrella Disney y está diciendo malas palabras, por lo que no se siente para nada como lo primero. Creo que así la conocí, como “la estrella Disney que dice groserías”, que es un poco limitante, pero sí. Este álbum nunca podría haber formado parte de una disquera como Disney.


¿Crees que Olivia Rodrigo tiene futuro o es un one hit wonder?


C: Creo que va a estar un rato. Espero que tenga una carrera similar a Lorde o Adele, que puedan darse un tiempo y descansar. Me encantaría que la teoría del doble álbum sea verdad [haciendo referencia a una campaña con Sour Patch Kids, dulces cuyos paquetes llevan la leyenda "first they're sour, then they're sweet"], pero me gustaría más que avanzara en su proceso emocional y en unos años nos cuente en qué está. Escribe en forma de diario, de forma personal, que se presta para que siga mejorando y nos cuente qué pasa en su vida cotidiana.


M: Yo igual creo eso. Se nota que le está echando ganas.


C: No me sorprendería que se tomara un descanso de algunos años o que volviera a actuar. Pero seguirá haciendo música en el futuro.


M: “deja vu” fue la canción que me enamoró. Cuando escuché el coro, cuando entra el elemento de la percusión, ahí dije “No mames, Olivia. Esto está padrísimo”. Esperaba que todo SOUR fuera así, y no lo fue, pero no la veo, mmmm, se me hace muy única. No puedo creer que si saca esto a los 18, no seguirá forjando su identidad musical a futuro.


C: También apareció de una forma y un tiempo muy especial. No creció como Disney star, nunca se tuvo que separar de nada, creció en fama como ella misma y con los créditos completos del álbum. No está encasillada en un género musical, no está encasillada en una trend - que quizás podrías pensar si sólo hubiera sacado “drivers licence”


M: Sí, justo. Si no hubiera sacado tres grandes sencillos y un debut tan sólido ¡A LOS 18!


C: Exacto, si no lo hubiera logrado justo así. Como que tuvo varios tipos de suerte y varias buenas decisiones, que yo creo que harán que siempre sea famosa. Quizás escuche SOUR dos o tres veces esta semana, pero si Olivia decide sacar un single en los siguientes meses, lo voy a escuchar también.


M: Yo igual, quizás no lo escuche diario, pero definitivamente tiene mi interés. Voy a estar pendiente de lo que hace.


C: Y un último comentario: no sólo soy muy fan, sino que me despierta demasiado interés lo jodida que puede ser la experiencia social de una adolescente. O sea, creo que puede ser muy tosca. Creo que hay muy pocos álbumes que expongan la experiencia de inseguridad, este “prefieren a otra antes que a mí” y “me lastimaste un chingo pero estoy haciendo como que no me importa” y “espero estés orgullosx porque yo ya estoy muy bien, pero realmente no”. Yo lo recomiendo a cualquiera, sólo para que pase un rato compartiendo la experiencia de una mujer que lo vive actualmente y lo retrata de forma tan amena.



Clara // Cuando apareció Olivia Rodrigo en escena en enero del 2021 con su primer sencillo “drivers licence”, pensé un amargado y aburrido “ok, lo escucho luego”. Siempre he pensado que un gran defecto en mi decisión de carrera es que uno pensaría que me mantendría al tanto de las tendencias y nuevos lanzamientos, pero no, nunca lo hago, espero a que lleguen a mí. Un poco así fue con nuestra querida Olivia.

Me enteré primero del chisme, vi después los TikToks y escuché por último que Taylor Swift había compartido con Olivia la nueva versión de “You Belong With Me” de Fearless (Taylor´s Version) antes que nadie; pero no fue hasta que realmente me pareció imposible pasearme por redes sociales - particularmente Twitter —sin encontrarme con un comentario sobre Olivia Rodrigo, que me di la tarea de escuchar con cuidado la música que tenía a todo el mundo despertando memorias dolorosas sobre sus amores pasados. El álbum debut de la cantante y escritora apareció rápidamente en el top 10 de billboard, y casi de la noche a la mañana —pues duh, así salen los álbumes— Olivia Rodrigo se volvió el centro de atención y para miles de discusiones en torno a la música.

SOUR es un álbum debut formidable: musicalmente es bueno; quizás no te rompe la cabeza, pero cumple con todos los requerimientos actuales para ser considerado una joya del pop —porque qué bueno es el pop actual, cabe mencionar -; líricamente es una propuesta completamente cautivadora, ya sea por la información (o más bien, el chisme) o por el hecho de pasar un ratito a la cabeza de una adolescente. Lo que yo más rescato es esto último: se trata de un álbum que logra que durante 34 minutos con 46 segundos, sientas que vuelves a ser unx angsty teen: perdidx, dolidx, triste y llenx, pero llenx de sentimientos completamente nuevos.


Canciones favoritas: “good 4 u”, “brutal”, “traitor”

Menos favoritas: “hope ur ok”, “deja vu”, “drivers licence”


Mathias // Probablemente si no eras seguidorx de High School Musical: The Musical: The Series no habrías escuchado el nombre de Olivia Rodrigo antes del 8 de enero, cuando la joven músico estadounidense lanzó el primer sencillo de su álbum debut, “drivers licence”. Pero para cuando yo me enteré de su existencia tras el estreno del segundo sencillo, “deja vu”, el dominio mundial de Rodrigo parecía completamente inevitable. Al escuchar esas dos canciones entendí inmediatamente por qué su nombre estaba en boca de todxs: francamente, ambas son joyas preciosas del pop. Marqué la fecha de lanzamiento de SOUR en mi calendario, y esperé con ansias su llegada, a la vez temiendo un poco que terminara siendo un disco débil, que más allá de esos sencillos brillantes el resto de las canciones fueran simple relleno.

Hubo otro sencillo increíble antes de la llegada del álbum (“good 4 u”), y cuando finalmente llegó el día, pensé inicialmente que SOUR, como conjunto, no llegaba a la altura de las canciones que lo precedieron. Pero para la segunda vuelta ya había identificado unas cuantas canciones que me gustaron y, a casi una semana de su estreno, proclamo que SOUR de Olivia Rodrigo es un álbum grandioso. Es un recorrido honesto a través de una ruptura amorosa, así como de las frustraciones y ansiedades de la adolescencia —lo sugestivo de los sencillos radica en qué tan gozosamente expresa su enojo y despecho—, en el que la artista logra balancear sus experiencias personales con un sentimiento de generalidad que es la clave para el éxito de cualquier artista pop. Pero Olivia Rodrigo no es una artista pop cualquiera y su debut lo deja claro, lo que resulta todavía más increíble considerando que cumplió 18 apenas en febrero. Por momentos se deja notar su edad como inexperiencia, pero sus fuerzas superan sus flaquezas: SOUR grita de principio a fin que es el fruto de la labor de una artista dedicada, con una visión decidida aunque aún inmadura de su arte, que disfruta inmensamente lo que hace; cada canción deja claro que fue creada con amor. Co-escrito con el productor del disco, Daniel Nigro, SOUR suena fresco, implementando de forma excelente un estilo pop rock reminiscente a la música popular de hace una década en algunas canciones, lo cual muestra que Rodrigo tiene intenciones de marcar tendencias, no seguir modas.

Olivia Rodrigo se encuentra actualmente en la cima del mundo de la música pop y con toda razón. SOUR es un debut genial, con sencillos espectaculares, coros deliciosamente pegajosos, letra honesta y tanta pero tanta personalidad. Sea vulnerable o mordaz (o ambas simultáneamente), me queda claro que estamos escuchando la voz de una artista que sólo puede mejorar, que dominará el pop por años y que se volverá la voz de la generación que se enamorará de la música gracias a ella. Lo predigo con confianza: Olivia Rodrigo será realeza pop.


Canciones favoritas: “deja vu”, “good 4 u”, “jealousy, jealousy”

Menos preferidas: “1 step forward, 3 steps back”, “enough for you”



* Disclaimer: la calificación de ésta, así como la de todas nuestras reseñas, está en una escala del 1 al 7






40 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo